¿QUIERE UNA SOLUCIÓN?

CONTRATE NUESTROS SERVICIOS EN SEVILLA

CONTACTAR
CONTRATAR DETECTIVES PRIVADOS EN SEVILLA

CONTRATAR DETECTIVES PRIVADOS EN SEVILLA

LA CRUCIAL IMPORTANCIA DE ACREDITAR UNOS HECHOS

POR QUÉ CONTRATAR DETECTIVES SEVILLA

Contrate un detective en Sevilla y con su informe despejará las dudas razonables que el magistrado que juzga su caso pueda tener.
¿Sabía que sin la ayuda del informe de detectives privados difícilmente acreditará hechos o conductas privadas en sede judicial?

En un juicio, los jueces movilizan a los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado para la investigación de unos hechos delictivos única y exclusivamente si se encuentra ante un delito grave.

Los detectives privados son necesarios en Sevilla para acreditar hechos o circunstancias que no sean delito; por ejemplo: si una persona trabaja en B (no estando dado de alta ante la Seguridad Social), o el uso que un progenitor hace de la custodia concedida, o si su comercial pasa más tiempo en su casa que visitando su cartera de clientes, o si pareja le está siendo infiel, y así un larguísimo et cétera…

Si no se presenta un informe expedido por una agencia de detectives privados, difícilmente el juez dará por acreditado, probados o ciertos los hechos que usted y su letrado quieran informar.

Con pruebas sólidas, veraces, contrastadas, irrebatibles e irrefutables contará con mayores garantías para poder defender su demanda, ganar su pleito y conseguir restablecer la situación.

Poseemos el conocimiento más profundo de la jurisprudencia española, aunando a este conocimiento jurídico la mejor praxis profesional, desarrollada por los mejores investigadores del país de nuestro equipo de Sevilla.

Empresas, particulares, bufetes de abogados, franquicias, mutuas y aseguradoras y agencias tanto nacionales como internacionales confían en DETECTIVES SEVILLA el desarrollo de su investigación y la resolución de su caso.

Permítanos resolver su problema. Contrate con nosotros.

CÓMO CONTRATAR UN DETECTIVE EN SEVILLA

Nuestro capital humano sumado a una minuciosa metodología es nuestra garantía de éxito

Permítanos desarrollar nuestro plan de acción:

955 28 61 21

CONTACTO

Llámenos. Nuestros detectives privados le ofrecerán una solución personalizada con la que poder resolver su caso y un presupuesto adaptado a sus necesidades concretas. Una vez aceptado el presupuesto, nuestros detectives privados en Sevilla comenzarán una minuciosa planificación de la investigación.

PLANIFICACIÓN

Las pruebas se consiguen aunando excelentes criterios probáticos a una impecable ejecución de la investigación. La fase de planificación es fundamental. Quien no conoce el camino a seguir, difícilmente llegará a su destino. Nuestros conocimientos y nuestra experiencia son nuestra garantía de éxito.

INVESTIGACIÓN

Una vez planificada la investigación y consensuada ésta con su equipo jurídico (trabajamos codo con codo con quienes van a defenderle, en caso de llegarse a juicio), nuestros detectives privados ejecutan la investigación de acuerdo al plan establecido, controlando hasta el más mínimo detalle.

RESULTADOS

El servicio concluye con la entrega del informe, documento en el que se recogen los resultados y con el que sus abogados podrán ganar su proceso judicial. El informe de una agencia de detectives puede marcar la diferencia entre ganar o perder un juicio. Llámenos y le asesoraremos sobre cómo ganar.

Permítanos mostrarle como mayor detalle este proceso:

mostrar más

Toda investigación de detectives privados sigue un protocolo o proceso, en el que se desarrollan una serie de pasos o fases que van dando forma tanto a las gestiones que se van a realizar como a los resultados que se van a obtener. La investigación consta de cuatro fases: contacto, planificación, ejecución y resultado.

La primera fase es el contacto. En este estadio inicial de la investigación, se establece un diálogo con el cliente, para identificar sus necesidades concretas. Si fuera necesaria la investigación para la presentación del informe en una demanda judicial, con su consiguiente posterior ratificación, se tratará también el tema con el abogado del cliente, quien debe conocer los criterios probáticos valorados, las gestiones a practicar y los resultados que se esperan obtener. Una vez perfiladas las líneas generales de la investigación y consensuada con las partes (el cliente y sus abogados), se presupuesta el servicio. Nuestros servicios son económicos, representando el mejor precio sin llegar a ser barato, puesto que lo barato al final acaba resultando caro, y tratándose de la resolución de su caso no conviene escatimar recursos. La aceptación del presupuesto da comienzo a la siguiente fase: la planificación.

La planificación de la investigación consiste en el minucioso diseño de todas las gestiones de investigación. Como en una partida de ajedrez, se establece la estrategia y la táctica a emplear. Se prevén tanto las acciones como las reacciones. Calculamos las jugadas y observamos en profundidad las posibles variaciones, lo que nos permite adelantarnos a los posibles escenarios y determinar que posiciones serán de mayor ventaja para nuestros objetivos e intereses. En el célebre libro “El arte de la Guerra”, libro que se estudia en las principales universidades de económicas, SunTzu ya manifestaba la importancia de la planificación: “el general que gana una batalla hace muchos cálculos en su cuartel, considera muchos factores antes de que ésta se libre. El general que pierde una batalla hace pocos cálculos en su cuartel, considera pocos factores antes de que ésta se libre. Muchos cálculos llevan a la victoria, pocos cálculos llevan a la derrota”.  Todo con un único objetivo: conseguir las pruebas que precisa nuestro cliente. Pruebas determinantes, irrefutables. Mostrar con claridad y absoluta objetividad unos hechos, una conducta, una situación.

Pasamos a la fase de ejecución. En ella se establecen los servicios que realizarán los distintos detectives que intervendrán en la investigación. Como engranajes de una misma maquinaria, realizan distintas tareas en sincronía con los demás integrantes del equipo. Van obteniendo resultados y éstos son compartidos con el resto del equipo quienes adaptan sus intervenciones con las informaciones y resultados que van obteniendo los demás. Una vez concluidas las gestiones programadas, el coordinador analiza los últimos datos que hayan entrado y poniéndolos en común con el director de la agencia, se decide el paso a la siguiente fase: plasmar toda la investigación y sus resultados en un documento: el informe final.

Los resultados obtenidos, como ya adelantamos, se redactan en un documento: el informe. En él se incluyen e identifican las partes: el cliente (parte que encarga la investigación al poseer un legítimo interés), el investigado (el sujeto pasivo de la investigación, de quien se han probado unos hechos o conducta), la agencia que ha recibido el encargo por parte del cliente y los detectives que han participado en la investigación. El informe incluye también el objeto de la investigación y los resultados de la misma. Este informe se acompaña de las videograbaciones realizadas, para que, en caso de duda y en sede judicial, si hubiera alguna duda de las imágenes impresas en el informe, se puedan visionar a petición de la partes del proceso o del mismo tribunal alguna de las secuencias de donde proceden las imágenes.

TENEMOS EL MEJOR EQUIPO DE DETECTIVES EN SEVILLA

PERMÍTANOS AYUDARLE

CONTACTO